¿Qué hacer ante el bullying virtual?

265
que hacer con el bullying virtual

Marita es la hija de mi amiga Lucía y hace poco ha empezado el año escolar. Hace unas semanas la profesora mandó un trabajo en grupo y a Marita le tocó desarrollarlo (online) con otras compañeritas. Hasta aquí todo fue bien, pero la siguiente semana, la profesora volvió a enviar otro trabajo grupal, al mismo grupo y Marita se negó a hacerlo.

Ante esto, su madre le preguntó por qué no seguía las indicaciones de la maestra y trabajaba con su grupo, hasta que la niña le contestó que una de las compañeras del grupo la hacía sentir mal cada vez que se reunían para hablar del trabajo que debían hacer. La madre de Marita decidió grabar la conversación de su hija con el grupo de niñas y se dio cuenta de la conducta agresiva de una de las niñas para con su pequeña. De inmediato envió el video a la maestra para que tomara cartas en el asunto.

Consecuencias del bullying virtual

Lamentablemente, incluso estando fuera de las aulas físicas, el bullying existe y se ha trasladado a las plataformas online; no obstante, esto no significa que debamos permitirlo. Lo que hicieron Marita y Lucía fue correcto, porque ante un caso de abuso cibernético este debe ser reportado para que deje de suceder y la persona que lo comete aprenda que sus actos tienen consecuencia (una suspensión, expulsión, etc.).

En el caso de Marita, el video de su conducta fue enviado por el colegio a los padres de la niña agresora, quienes además fueron notificados de que, si su hija seguía con esta conducta tomarían medidas más estrictas. Marita, además, fue integrada a otro grupo de trabajo online, donde la niña agresora no estaba incluida; por otro lado, los padres de la otra niña empezaron a monitorear todos los trabajos grupales y la actividad online de su hija para asegurarse de que no estuviera haciendo lo mismo con otra pequeña.

que hacer con el bullying virtual

Qué hacer ante el cyberbullying

El bullying no solo puede venir de otro alumno, hacia nuestros hijos o hijas, sino también de adultos, ya sea de la misma escuela o de las redes sociales o juegos online que tus hijos usan. Si un menor está sufriendo de acoso cibernético, puedes tomar las siguientes medidas:

  1. Muéstrales apoyo a tu hijo o hija

Los niños que sufren acoso necesitan el apoyo de sus padres. Si notas que tu hijo o hija ha cambiado de conducta, conversa con él o ella para saber qué le está pasando, puede ser que, como en el caso de Marita, esté siendo víctima del acoso cibernético y lo que más va a necesitar es saber que cuenta contigo, que no es su culpa y que hay solución para su problema.

  1. Pide ayuda

Si es en la escuela, a su profesora o en su defecto, a quien esté a cargo del colegio donde estudia. Si no obtienes solución por estos medios, ahora existe la opción de reportar el caso en la plataforma “Sí se ve” del Ministerio de Educación, donde investigarán el caso y le darán seguimiento y solución.

  1. No respondas directamente al agresor

No hay que motivar que el ciberataque continúe, es mejor usar los mensajes, grabaciones, fotos o videos que envía el agresor como pruebas para sustentar la denuncia por acoso. Para que tu hijo deje de recibir agresiones online por parte de esta persona, lo mejor que puedes hacer, además de denunciarlo, es bloquearlo de sus redes sociales, WhatsApp, etc.

 

Fuente:

Siseve Contra la violencia escolar

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here