Con Cuanto Tiempo Tengo Que Saber Mi Horario Laboral?

Con Cuanto Tiempo Tengo Que Saber Mi Horario Laboral
Es decir, que el trabajador siempre habrá de conocer con al menos cinco días de antelación ‘el día y la hora’ en los que tendrá que prestar sus servicios.

¿Cómo controlar el horario de los empleados?

¿Cómo hacer un control horario de los trabajadores? – Hay diversas maneras de llevar un registro horario de los empleados. Entre ellas, podemos destacar:

  • Usar una hoja en Excel o en Google Sheets para incluir a mano los datos relativos al control horario de cada empleado.
  • Emplear sistemas de fichaje con deslizadores de tarjeta. Algo así como la versión actualizada del anterior sistema de tarjetas perforadas.
  • Elegir un sistema de fichaje mediante huella dactilar o reconocimiento biométrico -reconocimiento facial, escaneos de retina, reconocimiento por voz, etcétera-.
  • Emplear un software de asistencia en los ordenadores de los empleados que permitan fichar desde dichos dispositivos.

Como ves, las opciones disponibles para las empresas son muy amplias. Será la compañía quien deba tomar la decisión de cuál es el mejor sistema para fichar. Para ello, deberá atender a las peculiaridades de la organización en términos de tipos de puestos y perfiles contratados. En la era del teletrabajo y en un momento en el que la flexibilidad horaria se valora positivamente, quizá la mejor solución es optar por las aplicaciones para fichar en las empresas.

¿Qué horario tiene un trabajador?

¿Qué es el horario de trabajo? – Podemos definir el término horario de trabajo en España como el periodo de tiempo en el cual transcurre la jornada laboral de nuestros empleados. Este periodo de tiempo estará escrito en el contrato de trabajo y podrá ser fijo, a turnos rotativos o variable.

  1. Hablamos de horario de trabajo fijo cuando siempre transcurre en la misma franja horaria;
  2. Un ejemplo de esto suele ser la jornada laboral de oficina, que suele transcurrir siempre entre 9 de la mañana a 18 de la tarde;

Tener un horario de trabajo a turnos hace referencia a cuando la jornada laboral transcurre en distintos grupos horarios sucesivos. Los 3 turnos de trabajo más comunes son: 

  • Turno de mañana: Transcurre entre las 6:00 hasta las 14:00
  • Turno de tarde: Transcurre entre las 14:00 hasta las 22:00
  • Horario nocturno de trabajo: Transcurre entre las 22:00 hasta las 6:00

Finalmente, un horario de trabajo variable transcurre en diferentes periodos estipulados por el empleador, pudiendo cambiar de horario y adaptándolo a las necesidades del momento. Uno de los sectores donde más se da este horario es el retail. El empleado puede acudir a trabajar siempre que la tienda esté abierta y las horas que el empleador haya acordado previamente.

¿Cuánto tiempo tiene que pasar entre un turno y otro?

Buenas tardes: El artículo 34 del Estatuto de los Trabajadores, que regula la jornada, establece: 3. Entre el final de una jornada y el comienzo de la siguiente mediarán, como mínimo, doce horas. El número de horas ordinarias de trabajo efectivo no podrá ser superior a nueve diarias, salvo que por convenio colectivo o, en su defecto, acuerdo entre la empresa y los representantes de los trabajadores, se establezca otra distribución del tiempo de trabajo diario, respetando en todo caso el descanso entre jornadas.

  1. El descanso mínimo diario (o descanso entre jornadas) del artículo 34;
  2. 3 ET constituye un mínimo de derecho necesario;
  3. En este sentido la Sentencia de la Audiencia Nacional de 19 de noviembre de 2008 que resultó confirmada por el Tribunal Supremo en Sentencia de 5 de octubre de 2010: La aplicación de los preceptos del art;

34. 3 párrafo 1º y 37. 1 del Estatuto de los Trabajadores plantea diversos problemas interpretativos, sobre todo si se entiende que no puede aplicarse el segundo sin contar con lo que se dispone en el primero. Caben diversas interpretaciones. Una de ellas, partiría de la base de que lo que dispone cualquiera de ellos tiene perfecta autonomía, y, por tanto, que la aplicación de lo dispuesto en uno no está condicionado por lo dispuesto en otro.

  • A su vez, y partiendo de esta base, podría razonarse que, al contener ambos preceptos una regulación mínimos, los descansos que en ellos se prevén ni son acumulables ni tiene por qué disfrutarse sucesivamente, porque ninguno de los dos preceptos lo ordena así;

Podría servir como ejemplo ilustrativo con lo que ocurre o con la relación que se da entre salario mínimo interprofesional general y el salario mínimo establecido por un convenio colectivo para cualquier categoría, ambos salarios mínimos se aplican ni tienen porqué aplicase simultanea o sucesivamente, sino que se solapan entre si, pues el salario convenio absorbe el mínimo interprofesional.

  1. Dicho de otro modo, y centrándonos en el supuesto concreto que se debate en este proceso, según este planteamiento, bastaría con que entre el final de una jornada y el comienzo de la siguiente (art;
  2. 34;
  3. 3, párrafo 1º) mediase un mínimo de 12 horas, y con que el trabajador por cada semana (art;

37. 1) de trabajo disfrute un día y medio de descaso continuado, el mínimo de doce horas no condicionaría ni modularía el del día y medio semanal ni viceversa. En suma, según esta interpretación, el descanso de día y medio, podría comenzar nada más acabar la jornada diaria de trabajo; lo cual si bien se mira ni perjudica ni beneficia a ninguna de las partes del contrato, puesto que con ello no se aumenta ni se disminuye el número de horas de trabajo en computo semanal o anual ni tampoco el tiempo de descanso de los trabajadores, entendiendo por período de descanso: todo período que no sea tiempo de trabajo, según lo define el artículo 2.

¿Cuánto es lo máximo que se puede trabajar al día?

Con Cuanto Tiempo Tengo Que Saber Mi Horario Laboral Por Randstad La jornada de trabajo es el tiempo que cada trabajador dedica a la ejecución del trabajo por el cual ha sido contratado. Se contabiliza por el número de horas que el empleado ha de desempeñar para desarrollar su actividad laboral dentro del período de tiempo de que se trate: días, semanas o años. En el horario se determina el tiempo exacto en que cada día el trabajador ha de prestar su servicio, respetando la duración de la jornada establecida. Jornada ordinaria

  • ¿A quiénes afecta? Este tipo de jornada afecta a todos los trabajadores por cuenta ajena, cualquiera que sea su nacionalidad. Están excluidos aquellos trabajadores cuya relación laboral se regula por normas legales específicas: funcionarios públicos, trabajadores del comercio y espectáculos públicos, etc.
  • Duración legal de la jornada La duración de la jornada de trabajo es pactada en los convenios colectivos o contratos de trabajo. La duración máxima de la jornada ordinaria de trabajo es de 40 horas semanales de trabajo efectivo. Si bien, pueden establecerse duraciones distintas a la jornada semanal de modo que unas semanas se trabajen más horas y otras menos. En el cómputo anual no se puede sobrepasar el máximo legal de horas o inferior al pactado.

Jornada semanal La duración semanal del trabajo no puede superar nunca las 40 horas semanales. Jornada diaria No puede superar las 9 horas, salvo que por convenio colectivo o contrato se establezca otra distribución del tiempo de trabajo diario. Pero, siempre, se ha de respetar el descanso mínimo entre jornadas. Los menores de 18 años no pueden realizar más de 8 horas diarias de trabajo efectivo.

Se puede distinguir dos tipos de jornada: jornada ordinaria y jornadas especiales. Esta distribución irregular del tiempo tiene que ser acordada por convenio colectivo o mediante contrato. Trabajo nocturno Es aquel que se realiza entre las 10 de la noche y las 6 de la mañana.

Trabajador nocturno Se denomina así al empleado que realiza normalmente en período nocturno más de tres horas de su jornada diaria de trabajo, o si realiza durante la noche un tercio de su jornada de trabajo anual. Este trabajador está especialmente protegido por la Ley:

  • Su jornada de trabajo no puede superar las 8 horas diarias de promedio en un período de 15 días.
  • Debe ser sometidos periódicamente a evaluaciones gratuitas de la salud.
  • No puede, generalmente, realizar horas extraordinarias. Salvo en los siguientes casos:
    • Ampliación de jornada.
    • Prevención y reparación de siniestros o daños urgentes.
    • En el trabajo a turnos, en caso de irregularidades en el relevo de los turnos por causas no imputables a la empresa.

Horario continuado Cuando la jornada diaria continuada supera las seis horas, debe establecerse un período de descanso durante la misma de duración que no debe ser inferior a los quince minutos. Jornada partida Es la jornada de trabajo que incluye al menos una hora de descanso. Trabajo a turnos Es un trabajo organizado en equipo en el cual los trabajadores van rotando sucesivamente por los mismos puestos de trabajo pero a horas diferentes y en períodos determinados de días o semanas.

Ningún trabajador debe permanecer en el turno de noche más de dos semanas seguidas, salvo que lo solicite voluntariamente. Los trabajadores a turnos deben gozar, en todo momento, de la protección apropiada de la salud y de la seguridad, según la naturaleza del trabajo.

Ciertos sectores, actividades y trabajos pueden ser sometidos a una regulación específica que permite ampliaciones y reducciones en la ordenación y duración de la jornada de trabajo y de los descansos. En cualquiera de los casos, la jornada para los trabajadores menores de 18 años no puede superar las 8 horas de trabajo efectivo. Ampliaciones de jornada Se ha establecido ampliación de jornada en los siguientes casos:

  • Empleados de fincas urbanas con plena dedicación
  • Guardas y vigilantes no ferroviarios
  • Trabajo en el campo
  • Trabajo en el comercio y hostelería
  • Transportes y trabajo en el mar
  • Trabajos en condiciones especiales de aislamiento o lejanía
  • Actividades con jornadas fraccionadas
See also:  Como Hacer Una Carta De Presentación Para Un Empleo?

Reducción de jornada Hay trabajos en los que la jornada es más reducida debido a una regulación especial como consecuencia de las particulares circunstancias físicas en que se ejecuta el trabajo, concretamente son:

  • Trabajos con riesgos para la salud de los trabajadores
  • Trabajos en cámaras frigoríficas y de congelación
  • Trabajos en el interior de las minas
  • Trabajos de construcción y obras públicas
  • Otras reducciones de jornada: guarda legal de hijos o lactancia.

Son las horas de trabajo efectivo que se realizan sobre la duración máxima de la jornada de trabajo establecida por convenio colectivo, contrato de trabajo o jornada fijada legalmente. Límite El número de horas extraordinarias no puede ser superior a ochenta al año, salvo las realizadas por causa de fuerza mayor. Menores de 18 años Está prohibido que realicen estas horas de trabajo. Clases de horas extraordinarias Las horas extraordinarias pueden ser de dos tipos: Voluntarias: aquellas horas trabajadas sin que se hayan acordado en convenio colectivo o contrato de trabajo.

  • Obligatorias: son las horas que han sido pactadas en convenio colectivo o en contrato laboral;
  • También se consideran aquellas que por fuerza mayor tienen su causa en la reparación o prevención de siniestros y otros daños extraordinarios o urgentes;

El período de descanso es aquel en el cual el trabajador se encuentra libre de la actividad laboral y no está tampoco a disposición del empresario. Los períodos mínimos de descanso establecidos, salvo que en convenio colectivo se establezcan períodos superiores, son: Descanso semanal El trabajador tiene derecho a un descanso mínimo semanal de día y medio ininterrumpido.

Como regla general, suele ser la tarde del sábado, o la mañana del lunes, y el día completo del domingo. Para los menores de 18 dieciocho años es de dos días, como mínimo. Descanso entre jornadas Entre el final de una jornada y el comienzo de la siguiente deben pasar como mínimo 12 horas.

Descanso en jornada continuada Descanso mínimo de 15 minutos cuando la jornada diaria continuada supera las seis horas. El trabajador podrá ausentarse del trabajo con derecho a retribución, previo aviso y justificación, en los siguientes casos:

  • Matrimonio: permiso de 15 días naturales.
  • Nacimiento de hijo, enfermedad grave o fallecimiento de pariente próximo: permiso de 2 días y de cuatro si tiene que realizar un desplazamiento.
  • Traslado de domicilio habitual: un día de permiso.
  • Cumplir con un deber obligatorio de carácter público y personal, que no se puede efectuar mediante sustituto: se concederá el permiso de tiempo necesario o indispensable. Por ejemplo, desempeño de función de jurado, de presidente o vocal en mesa electoral, obtención del carné de identidad, etc.

¿Qué es el control de horarios?

El control horario, llamado también control de presencia, en una empresa es la acción de contabilizar las horas que ha trabajado cada uno de sus empleados, y cómo han sido estas repartidas a lo largo de su jornada.

¿Qué pasa si no cumplo con mi horario de trabajo?

La jornada laboral es el tiempo durante el cual el trabajador está a disposición del patrón para prestar su trabajo y esta debe ser fijada por el patrón sin rebasar los términos legales. Esos términos legales están previstos en el artículo 61 de la Ley Federal del Trabajo, LFT, que establece que «la duración máxima de la jornada será: ocho horas la diurna, siete la nocturna y siete horas y media la mixta».

Pero desgraciadamente es común escuchar comentarios de personas que hablan de jornadas de 10, 12 o en casos extremos, las famosas jornadas de 24 horas de trabajo, por 24 horas de descanso. Este tipo de jornadas son un riesgo para los trabajadores, ya que estudios científicos comprueban que en las jornadas excesivas las personas están menos alerta y se está más propenso a cometer errores o incurrir en un accidente.

Pero también son un riesgo económico para los patrones. Veamos por qué. El artículo 66 de la LFT autoriza a que, por circunstancias extraordinarias, las jornadas de trabajo puedan extenderse, pero esto no puede exceder de 3 horas diarias ni 9 horas a la semana.

Estas horas extraordinarias se deben pagar con 100% más del salario que corresponda a las horas de la jornada ordinaria. Si hay más de nueve horas de trabajo extraordinario en una semana, estas se deben de pagar con un 200% adicional al salario que corresponda a la jornada ordinaria.

Así, una jornada extraordinaria obliga al patrón a pagar mayores salarios a sus trabajadores, pero además, si la inspección del trabajo detecta que el patrón no está respetando la jornada laboral prevista en la ley, puede multarlo con una sanción que va de las 50 a 250 veces el salario mínimo general vigente.

En adición a lo anterior, los trabajadores pueden demandar el pago de esas horas extras y solicitar la terminación de la relación de trabajo sin responsabilidad, dándoles el derecho a recibir la indemnización de 20 días por año laborado y tres meses de salario.

Si eres patrón y tus trabajadores están trabajando horas extraordinarias, es conveniente que estás se paguen como establece la ley, a tiempo, y que no excedan del límite legal de nueve horas, ya que, de lo contrario, te estás exponiendo a una demanda laboral que puede ser más costosa.

Si, por otro lado, eres trabajador, tienes el derecho a que se te paguen las horas extras en los términos previstos en la ley. Ese derecho prescribe en un año. miabogadoenlinea. net  Se permite la reproducción parcial o total, con crédito a miabogadoenlinea.

net.

¿Quién pone el horario en una empresa?

La facultad para fijar el horario corresponde al empresario, en ejercicio del llamado ius variandi, que le permite establecer de forma unilateral el modo en que se desarrolla la prestación de trabajo.

¿Cuánto tiempo de descanso te corresponde por 8 horas de trabajo?

En una jornada laboral de 8 horas – Ocho horas es la jornada laboral más habitual en España; el descanso mínimo, si esta es continuada, es de 15 minutos, pero es muy normal encontrarnos pausas de 30 minutos o de una hora o más. En este último caso, el de la hora, es muy probable que estuviéramos ya ante una jornada laboral partida, por lo que no tendríamos que hablar ya de descansos mínimos obligatorios.

¿Cuántas veces se puede ir al baño en el trabajo?

Hay que dejar muy claro que la realización de necesidades fisiológicas no son ningún descanso, son pausas en tu jornada laboral y podrás ir tantas veces lo necesites. Estas limitaciones podrían estar incurriendo en una vulneración de la legislación vigente incluida la propia Ley de Prevención de Riesgos Laborales.

¿Cuántos domingos se pueden trabajar en un mes?

d) Se deben otorgar 2 domingos de descanso al mes. e) Se podrá distribuir la jornada en un máximo de 6 días seguidos, siempre debiendo otorgar el séptimo de descanso. f) Los dos domingos que se trabajen y lo mismo con cualquier otro festivo, deberán ser compensados con otro día de la semana.

¿Qué pasa si trabajo 9 horas diarias?

El horario de trabajo

La señalada ley regula tres jornadas de trabajo y fija un límite para cada una de ellas como puede verse en la tabla siguiente:

Tipo de jornada Periodo de tiempo que abarca la jornada Duración máxima de la jornada
Diurna El comprendido entre las seis y las veinte horas Ocho horas
Nocturna El comprendido entre las veinte y las seis horas Siete horas
Mixta Comprende periodos de tiempo de las jornadas diurna y nocturna, siempre que el periodo nocturno sea menor de tres horas y media, ya que, si comprende tres y media o más horas, se reputará jornada nocturna Siete horas y media

La Ley Federal del Trabajo contiene otras normas relacionadas con la jornada de trabajo, mismas que a continuación se describen:

  • La persona trabajadora y el patrón, determinarán la duración de la jornada de trabajo, sin que pueda exceder los máximos legales especificados en la tabla anterior.
  • La persona trabajadora y el patrón, podrán repartir las horas de trabajo, a fin de permitir a la primera el reposo del sábado en la tarde o cualquier modalidad equivalente.
  • Durante la jornada continua de trabajo se concederá a la persona trabajadora un descanso de por lo menos, media hora.
  • Cuando la persona trabajadora no pueda salir del lugar donde presta sus servicios durante las horas de reposo o de comidas, el tiempo correspondiente le será computado como tiempo efectivo de la jornada de trabajo.
  • En los casos de siniestro o riesgo inminente en que peligre la vida de la persona trabajadora, de sus compañeras o compañeros o del patrón, o la existencia misma de la empresa, la jornada de trabajo podrá prolongarse por el tiempo estrictamente indispensable para evitar esas circunstancias; pagándose las horas de trabajo con una cantidad igual a la que corresponda a cada una de las horas de la jornada.
  • También podrá prolongarse la jornada de trabajo por circunstancias extraordinarias, sin exceder nunca de tres horas diarias ni de tres veces a la semana. Estas horas de trabajo extraordinario se cubrirán con un ciento por ciento más del salario que corresponda a cada una de las horas de la jornada.
  • La persona trabajadora no está obligada a prestar sus servicios por un tiempo mayor del permitido para cada una de las referidas jornadas.
  • La prolongación del tiempo extraordinario que exceda de nueve horas a la semana, obliga al patrón a pagar a la persona trabajadora el tiempo excedente con un doscientos por ciento más del salario que corresponda a cada una de las horas de la jornada.
  • La jornada de trabajo de los menores de 16 años no podrá exceder de seis horas diarias y deberán dividirse en períodos máximos de tres horas. Entre los distintos períodos de la jornada, disfrutarán de reposos de una hora por lo menos.
  • Está prohibida la utilización del trabajo de los menores de dieciocho años, en horas extraordinarias y en los días domingos y de descanso obligatorio. En caso de incumplimiento de esta prohibición, las horas extraordinarias se pagarán con un doscientos por ciento más del salario que corresponda a cada una de las horas de la jornada, y el salario de los días domingos y de descanso obligatorio, con un salario doble por el servicio prestado, independientemente del salario que se les deba cubrir por cada día domingo o de descanso obligatorio.
See also:  Docencia De La Formación Profesional Para El Empleo Para Que Sirve?

Cabe precisar que al fijarse en la Ley Federal del Trabajo los tiempos máximos para la duración de cada una de las jornadas de trabajo, no significa que forzosamente deban ser con el tiempo máximo, pues debe entenderse que las jornadas no podrán exceder los máximos de tiempo; en consecuencia, la persona trabajadora y el patrón pueden acordar jornadas de trabajo reducidas, es decir, con duración menor a los máximos legales. Ante cualquier violación a los tiempos máximos para la duración de las jornadas de trabajo o negativa para reconocerles este derecho, ya sea de manera escrita o verbal, les exhortamos a acudir a cualquiera de las oficinas de la Procuraduría Federal de la Defensa del Trabajo en las que un abogado les brindará asesoría legal, gratuita y personalizada en materia laboral federal. .

¿Qué pasa si trabajo 3 domingos al mes?

En reciente concepto, el Ministerio del Trabajo precisó lo concerniente al pago de dominicales laborados y aclaró que la diferencia radica en si se trata de un trabajo habitual u ocasional. De acuerdo con lo previsto en el artículo 179 del Código Sustantivo del Trabajo , sobre trabajo dominical y festivo, se entiende que el trabajo dominical es ocasional cuando el trabajador labora hasta dos domingos durante el mes calendario, mientras que será habitual cuando sean tres o más domingos.

Cuando es trabajo ocasional, es decir, dos domingos o menos al mes calendario, el artículo 180 dispone que el trabajador tendrá derecho a escoger entre dos opciones, debiendo optar solo por una de ellas: pago en dinero de la remuneración del 1,75 % o descanso compensatorio.

Por su parte, cuando la labor en día de descanso obligatorio es habitual, es decir, tres domingos o más en el mes calendario, el artículo 181 establece que el trabajador tiene derecho a recibir el pago del 1,75 % y, además, a recibir un día compensatorio en la semana siguiente a su causación.

Así las cosas, si el trabajador opta por el descanso remunerado, tratándose de un dominical ocasional, descansa un día designado por el empleador en la semana siguiente al de su causación, cuya remuneración está incluida en la nómina mensual de 30 días, sin que haya lugar a sobre remuneración alguna.

Por último, indicó la entidad, el trabajo en días festivos que se laboren por disposición del empleador debe ser remunerado de la misma forma que el día dominical laborado, sin que exista compensatorio en ninguna ocasión. Mintrabajo, Concepto 7105, Mar.

¿Cuántas horas de comida son por ley?

Iniciativas de Ciudadanos Senadores – Del Sen. Arturo Escobar y Vega, del Grupo Parlamentario del Partido Verde Ecologista de México, la que contiene proyecto de decreto por el que se reforman y adicionan diversas disposiciones de la Ley Federal del Trabajo.

Se turnó a las Comisiones Unidas de Trabajo y Previsión Social; y de Estudios Legislativos. INICIATIVAS QUE HAN CONCLUIDO EL PROCEDIMIENTO LEGISLATIVO, CON FUNDAMENTO EN EL ACUERDO PARLAMENTARIO APROBADO EL 23 DE NOVIEMBRE DE 2010.

( VER ACUERDO. ) INICIATIVA DE REFORMAS Y ADICIONES A LA LEY FEDERAL DEL TRABAJO Recinto del Senado de la República, 13 de diciembre de 2007. CC. SECRETARIOS DE LA MESA DIRECTIVA CÁMARA DE SENADORES DEL H. CONGRESO DE LA UNIÓN P R E S E N T E Los suscritos, Senadores de la República de la LX Legislatura del H.

Congreso de la Unión, integrantes del Grupo Parlamentario del Partido Verde Ecologista de México, con fundamento en lo dispuesto por el artículo 71 fracción II y 72 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos; 55 fracción II, 56, y demás relativos del Reglamento Interior del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, sometemos a la consideración de esta Honorable Asamblea, la siguiente Iniciativa con Proyecto de Decreto mediante el cual se reforman y adicionan diversas disposiciones de la Ley Federal del Trabajo, al tenor de la siguiente EXPOSICIÓN DE MOTIVOS México se encuentra entre los países con mayor número de trabajadores que laboran más de48 horas a la semana, es decir, más de lo que marca la norma internacional del trabajo, según la Organización de las Naciones Unidas.

Casi el 30% de los trabajadores mexicanos, alrededor de 11 millones de personas trabajan jornadas «excesivas», según el estudio » El tiempo de trabajo en el mundo «, elaborado por la OrganizaciónInternacional del Trabajo, dependiente de la ONU. En una selección de 20 países, México se encuentra en el lugar número nueve en la incidencia de trabajadores con jornadas superiores a 48 horas semanales, cifra superior al promedio mundial.

«Alrededor de 22% de la fuerza de trabajo mundial, equivalente a unos 614. 2 millones de trabajadores, tienen jornadas de duración ‘excesiva'», dice el informe que por primera vez indica la manera en que se ven influenciadas las políticas relacionadas con la duración de las jornadas de trabajo.

Perú es el país que encabeza la lista con un mayor número de trabajadores con jornadas semanales superiores a 48 horas con 50. 9% de sus trabajadores, seguido por la República de Corea con 49. 5%, Tailandia con 46. 75% y Pakistán con 44. 45%. «Las iniciativas para reducir las horas en estos países no han tenido éxito por diversos motivos, incluyendo la necesidad de las personas de trabajar más para que sus ingresos les permitan llegar a fin de mes», dice el organismo internacional.

En los países desarrollados, donde las jornadas laborales suelen durar menos, esta proporción fue de 25. 7%, en Reino Unido, 25. 5%; Israel, 20. 4%; Australia, 19. 2%; Suiza, y 18. 1% en Estados Unidos. El organismo indica que el marco legal desarrollado para el tiempo de trabajo en los países industrializados propone que los acuerdos de tiempo de trabajo decente deben satisfacer cinco criterios interrelacionados: deben favorecer la salud y la seguridad, ser compatibles con la familia, promover la igualdad de géneros, reforzar la productividad y facilitar la elección e influencia del trabajador en sus horas de trabajo.

Las conclusiones de este estudio son preocupantes, en especial por la persistencia de una cantidad excesiva de horas laborales. En definitiva, lo que nos arroja esta investigación con respecto a México, es que se trabaja demasiado, sin generalizar, la percepción salarial es baja y la tendencia a la alineación de la explotación es eminente.

  • Por esta razón es que se debe revisar la efectividad de la Ley laboral para vigilar las jornadas de trabajo;
  • En una escala de 0 a 10, dónde 10 representa la máxima efectividad de la regulación laboral para pagar horas de trabajo, México recibió una calificación de 3;

8, por debajo de otros latinos considerados en la medición, como Guatemala, Honduras y Uruguay. Las estadísticas coinciden en que es precisamente en este grupo de naciones en donde se tiene la menor efectividad de las leyes laborales. El organismo señala también que en México 29.

1 por ciento de la población trabaja más de 48 horas a la semana, rebasando el límite legal. Además, detalla que el país sobresale como una de las naciones en desarrollo donde un porcentaje importante de personas mayores de 55 años trabaja un número excesivo de horas.

El caso de México proporciona una buena ilustración de este fenómeno. En México el promedio de edad de la población trabajadora se ha incrementado y muchos trabajadores mayores de 60 años de edad no sólo continúan laborando, sino que tienen largas jornadas laborales.

  • Más de la mitad de los trabajadores de más de 60 años está trabajando 40 horas a la semana y 23 por ciento de ellos está laborando excesivas jornadas, es decir, más de 48 horas;
  • En sus conclusiones generales, el estudio enfatiza que luego de casi 100 años de la adopción de la primera norma laboral internacional sobre el tema de la jornada de trabajo, aún hay grandes atrasos;
See also:  Acoso Laboral Que Hacer?

En este sentido, en el artículo 60 de la Ley Federal del Trabajo se encuentran reguladas las jornadas de trabajo de la siguiente manera: ARTÍCULO 60. – Jornada diurna es la comprendida entre las seis y las veinte horas. Jornada nocturna es la comprendida entre las veinte y las seis horas.

  • Jornada mixta es la que comprende períodos de tiempo de las jornadas diurna y nocturna, siempre que el período nocturno sea menor de tres horas y media, pues si comprende tres y media o más, se reputará jornada nocturna;

México ha sido uno de los países que han previsto en su legislación las contingencias laborales en el desarrollo normal de las actividades industriales y comerciales, por cuyo motivo desde la promulgación de la Ley Federal del Trabajo en el año de 1931 se adoptaron medidas protectoras del salario de los trabajadores frente a la insolvencia patronal.

Tanto en el capítulo que reglamentó la percepción salarial de obreros y campesinos como en el capítulo del trámite procesal que debía darse a los conflictos obrero-patronales de naturaleza económica, se pusieron en vigencia disposiciones de enorme valor legal que desde entonces han constituido el mejor paliativo para que los trabajadores en general no vean con temor la desaparición de sus empleos sino tengan la seguridad de que el Estado está velando por sus intereses económicos y salvo casos de estricta necesidad no se encuentren, en un momento dado, careciendo de recursos y de porvenir.

En nuestro país tenemos un gran numero de trabajadores que se encuentran laborando jornadas de más de 48 horas semanales y según nuestra legislación esto no esta permitido, pero analizando trabajos como los de los veladores, los policías, los trabajadores de centros penitenciarios, enfermeras, transportistas y muchos otros, hemos constatado que éstos laboran jornadas hasta de 24 horas seguidas, jornadas que es necesario regular en la Ley Federal del Trabajo como jornadas especiales para obligar a los patrones a otorgar todas las prestaciones de Ley que deben tener estos grupos de trabajadores y otorgar un fundamento legal para que a través de convenios, se protejan las garantías individuales y los derechos humanos de los trabajadores.

Aunque se trabaje de noche, situación que produce mayor desgaste, lo ideal es que el horario sea siempre el mismo porque de lo contrario, el ritmo y el funcionamiento del cuerpo se alteran constantemente.

Más allá de los diferentes trabajos que se realicen, trabajar horas extras o dobles turnos expone a los trabajadores a un mayor riesgo de lesiones y enfermedades. Las personas que trabajan horas extras son 60 por ciento más propensas a sufrir una enfermedad o lesión relacionada con el trabajo que las que cumplen con una jornada laboral regular.

Trabajar al menos doce horas al día está asociado con un aumento del 37 por ciento en el riesgo de padecer una enfermedad o sufrir una lesión; mientras que trabajar más de sesenta horas a la semana incrementa el riesgo en un 23 por ciento.

Estas cifras respaldan los hallazgos de estudios que habían demostrado que la fatiga y el estrés provocados por las largas jornadas laborables pueden representar un factor de riesgo de accidentes en el lugar de trabajo. El riesgo de jornadas laborales excesivas no está relacionado con el tipo de trabajo que se lleve a cabo, ni con el hecho de que el exceso de horas expone a los empleados a un riesgo mayor.

Por el contrario, sí existe una relación con el grado de estrés y la presión que sufren aquellas personas que pasan la mayor parte del día en una oficina sometidos a la exigencia constante La presión laboral puede provocar depresión, angustia, mal humor, irritación, ansiedad y cansancio.

El trastorno afecta los patrones de eficiencia y de convivencia, tanto de las organizaciones como de las familias. En el plano individual, suele manifestarse como estrés, con todo lo que ello significa. Todos sabemos que trabajar es necesario por múltiples razones que tienen que ver con el crecimiento personal, el cumplimiento de metas sociales y también con una necesidad económica.

Sin embargo, muchas veces el exceso de trabajo implica un daño para la salud. Desde hace unos años, términos como estrés, ataques de pánico y fobias dejaron de ser desconocidas para pasar a formar parte del vocabulario popular y de muchos diagnósticos médicos.

La presión laboral tiene aspectos positivos y negativos porque en ocasiones la gente necesita estar estresada en su trabajo para poder funcionar. Esto es bueno en la medida en que la persona pueda controlar el nivel de estrés. Sin embargo, el ritmo frenético que nos imprimen nuestras múltiples ocupaciones y la necesidad de enfrentar presiones de todo tipo no es lo más saludable.

Además, se ha concluido que trabajar doce horas diarias incrementa la posibilidad de padecer enfermedades en un 37%. Es debido al estrés y a la presión constante, que más de la mitad de las lesiones y las enfermedades ocurren durante el período de trabajo conocido como «horas extras».

Además, la presión y estrés bajan las defensas, lo que posibilita la aparición de cuadros gripales e infecciones, entre otros. Derivado de todo ello es que consideramos que es de vital importancia que existan las jornadas especiales por lo que proponemos que se integren éstas en la ley laboral de la siguiente manera: «La jornada especial es aquella que es establecida a través de un convenio entre los trabajadores y los patrones donde se laboren más de 8 horas de trabajo consuetudinariamente.

  1. En este tipo de jornadas el trabajador deberá disfrutar de por lo menos una hora de descanso por cada 6 horas de trabajo para tomar sus alimentos y un periodo de descanso durante la noche si la jornada abarcara ésta;

De igual manera, en los trabajos que se acuerden entre los patrones y trabajadores jornadas especiales donde se laboren 12 horas seguidas o más, el trabajador tendrá derecho a descansar las siguientes 24 horas, así mismo gozara de su día de descanso semanal que establece la misma Ley.

Por lo anteriormente expuesto y fundado, sometemos a su consideración la siguiente INICIATIVA CON PROYECTO DE DECRETO POR EL QUE SE REFORMAN Y ADICIONAN DIVERSAS DISPOSICIONES DE LA LEY FEDERAL DEL TRABAJO ARTÍCULO ÚNICO : Se adiciona un tercer párrafo al artículo 60; se reforman los artículos 61, 62 y 63; y se adiciona un segundo párrafo al artículo 70; todo ello de la Ley Federal del Trabajo, para quedar como sigue: LEY FEDERAL DEL TRABAJO ARTÍCULO 60.

La jornada especial es aquella que es establecida a través de un convenio entre los trabajadores y los patrones donde se labore más de 8 horas de trabajo consuetudinariamente. ARTÍCULO 61. – La duración máxima de la jornada será: ocho horas la diurna, siete la nocturna, siete horas y media la mixta.

La jornada especial será establecida a través de un convenio entre los trabajadores y los patrones y aplicará siempre se labore más de 8 horas de trabajo consuetudinariamente. ARTÍCULO 62. – Para fijar las diferentes jornadas de trabajo se observará lo dispuesto en el artículo 5o.

, fracción III. ARTÍCULO 63. – Durante la jornada continua de trabajo se concederá al trabajador un descanso de media hora, por lo menos y en jornadas especiales el trabajador deberá disfrutar de por lo menos una hora de descanso cada 6 horas de trabajo para tomar sus alimentos y un periodo de descanso durante la noche si la jornada abarcara ésta.

ARTÍCULO 70. En los trabajos que se acuerden entre los patrones y los trabajadores jornadas especiales donde se laboren 12 horas seguidas o más, el trabajador tendrá derecho a descansar las siguientes 24 horas.

Asimismo, gozara de su día de descanso semanal que establece la presente Ley. T R A N S I T O R I O S Único. – El presente Decreto entrará en vigor el día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Federación

_____________________________________ SEN. FRANCISCO AGUNDIS ARIAS COORDINADOR _______________________________ SEN. ARTURO ESCOBAR Y VEGA
__________________________________ SEN. LUDIVINA MENCHACA CASTELLANOS _________________________________ SEN. JAVIER OROZCO GÓMEZ
___________________________________ SEN. MANUEL VELÁSCO COELLO ___________________________________ SEN. JORGE LEGORRETA ORDORICA

.

¿Cómo controlar la puntualidad de los empleados?

¿Cómo hacer un control de trabajo?

¿Cómo llevar un registro de los empleados?

¿Cómo se llama el instrumento mediante el cual podemos hacer un seguimiento de la hora de entrada y salida del trabajador?

Reloj checador: qué es y para qué sirve – El reloj checador es, nada más ni nada menos, que una herramienta que sirve para controlar ingresos, salidas, descansos, vacaciones, ausencias y todo tipo de tareas relacionadas con la gestión de tiempo de empleados desde el área de recursos humanos.

El fichaje de los trabajadores que se hace de manera diaria, es posible con la ayuda de un reloj checador que contribuye a deshacernos de tareas manuales para automatizar este aspecto y digitalizar los procesos de rrhh.

Al mismo y tiempo y, fundamentalmente, un reloj checador contribuye a cumplir con las leyes de recursos humanos y evitar posibles inconvenientes frente a una potencial inspección de trabajo. La precisión que ofrecen este tipo de instrumentos es vital para tener todos nuestros registros al día sin margen de error y además, para simplificar la gestión de las incidencias en nómina.

Adblock
detector